La Audiencia Nacional reúne recursos de las investigaciones y confirma el jugo de Rubiales para el beso de Jenni Hermoso | Fútbol | Deportado

La Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional (AN) ha rechazado los recursos de los investigadores y ha confirmado la apertura del jugo oral contra el expresidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) Luis Rubiales, el exseleccionador femenino Jorge Vilda, el director deportivo de la selección Albert Luque y el ex responsable de marketing Rubén Rivera por el beso no permitieron a la futbolista Jennifer Hermoso y posteriores entrenadores.

En cuatro autos separados, uno por cada recurso presentado, los magistrados de la Sección Tercera señalan que en la fase procesal en la que se encuentra la causa no se persigue la acreditación de los ecos, sino que se trata de un impulso procesal en el que el cuerpo Debe evaluar si existen indicios para continuar con la transformación del procedimiento.

En este caso, los magistrados consideran que las cosas descritas en el coche que proponen los centinelas del banco reconocen pistas que se encuentran en la descripción típica de un delito contra la libertad sexual y otros delitos ya en el 172.1 del Código Penal o nivel de carácter . El tribunal, en concreto, indica que las consecuencias jurídicas «del beso no pueden valorarse en este momento». Sala también explica que los recurrentes esperan en este proceso ser cotejados con las declaraciones como si fueran el jugo oral. Los textos, según los magistrados, vinculan a algunos hombres susceptibles de ser tomados en consideración en los dos delitos, ya que la tarea del proceso judicial corresponderá a la fase plenaria y no a las instrucciones, «que se limitan a determinar si hay pistas y si son susumibles en un tipo penal”.

Bebida no permitida

Conste que fue el mes pasado cuando el juez de la Audiencia Nacional Francisco de Jorge propuso a Júzgar a Rubiales al considerar que el jugador «no estaba permitido» y que el exentrenador actuó de forma «unilateral y sorprendente». El magistrado, en términos concretos, aseguró en su resolución que «la presión de quienes le dieron a la jugadora creó» en el futuro de la selección femenina «una situación de ansiedad y estrés intenso».

Además de Rubiales, el magistrado también propone enviar al banquillo a Luque, Vilda y Rivera por las presiones traseras de quienes fueron abordados por la jugadora para acceder a realizar una manifestación pública al afirmar que la persona había sido consentida. El juez afirmó que hubo «una acción concertada entre los tres» pactada con Rubiales «para duplicar la voluntad de Hermoso y poder acordar la captura de un vídeo en el que dijera que el beso había consentido».

Puedes seguirlo en EL PAÍS Deportes en FacebookXo escribe aquí para recibirlo nuestro boletín semanal.